June - August 2019
  • Day57

    Comienza el viaje de vuelta

    August 12, 2019 in China ⋅ ☁️ 23 °C

    Hoy me he despertado pronto por el calor. Me he duchado y he preparado mi mochila para salir dirección al aeropuerto. Me he despedido de Ella y de su peculiar casa, a la cual he cogido cariño. De camino a la estación de metro he parado en una panadería para desayunar. Cuando he llegado al aeropuerto he dado muchas vueltas hasta que ha llegado la hora de embarcar. La escala ha sido en Pekín, 9 ricas horas. Y en China todo está bloqueado: Google, YouTube, Instagram, Facebook, etc. Con la VPN sólo he conseguido que funcionase WhatsApp. Además, están todas las tiendas cerradas porque van a remodelar el aeropuerto. Emocionante el entretenimiento que he tenido. He aprovechado para estirar y hacer yoga con unas buenas vistas y para ver las fotos del viaje 😍😍😍. Ha sido uno de los mejores de mi vida.Read more

  • Explore, what other travelers do in:
  • Day56

    Termas de Xinbeitou + Elephant mountain

    August 11, 2019 in Taiwan ⋅ ⛅ 31 °C

    Hoy me he despertado pronto y he desayunado un plátano en casa con Ella (la anfitriona). Después Ella se ha ido a trabajar y yo he ido a misa. Después de misa he ido al barrio de Xinbeitou, donde hay termas naturales. No sé en qué momento pensé que sería buena idea meterse en aguas a cuarenta y pico grados con el calor que hace aquí, pero lo hice. Fui a las termas públicas, que costaban 40 ntd (1€ y pico). Un show. Básicamente el sitio estaba lleno de abuelos en bañadores apretados 🙃. Solo vi a dos mujeres y poco más y se ponían el neopreno: iban en manga larga y pantalones. Y yo en bikini lol. También era la única turista en las termas. Dentro de mi cabeza me estuve riendo las casi dos horas que estuve ahí: estaba sentada en una piscina llena de señores asiáticos con toallas en la cabeza y que parecían estar desmayados. Una experiencia curiosa. Después fui a un mercadillo de cosas de segunda mano que me había recomendado Ella entre Xinbeitou y el centro de la ciudad. No entiendo por qué me recomendó eso pero ahí estaba yo xddd. Muy cutre, pero me compré dos anillos por 2€ de recuerdo. Después fui a la Montaña del Elefante y sudé muuuucho subiéndola, para variar. Desde la cima, vi el atardecer y volví a bajarla para quedar con Ella. Juntas, fuimos al mercado nocturno y probé el «stinky tofu», muy típico en Taiwán, y el hielo picado con bolas gelatinosas de taro, boniato, cacahuetes y alubias. Curiosa mezcla, pero estaba rico. Después dimos una vuelta por la ciudad de noche en bici y volvimos a casa, donde sudé más (mirad las gotas de sudor en mi cuello en la foto). Me duché —no sé para qué lol— y seguí sudando hasta quedarme dormida.Read more

  • Day55

    Excursión a Jiufen y couchsurfing ⛺️

    August 10, 2019 in Taiwan ⋅ ⛅ 34 °C

    Hoy me he despertado a las 6:50, porque a las 8 había quedado en la estación de Taipei 101 con mi anfitriona de couchsurfing para las próximas dos noches. Hemos ido a desayunar juntas: leche de soja con vinagre y cebolla y una tortita taiwanesa (con huevo). Muy curioso el desayuno. Después hemos ido a su «casa» a dejar mi mochila. Me ha dado la llave y cuando le he preguntado que cómo va a entrar ella me ha dicho que forzando la puerta... Qué seguro todo jajajaja. La casa es bastante curiosa también: consiste en una habitación con paredes y un espacio abierto al aire libre. Tiene una cama en la habitación pero duerme en una tienda de campaña en la zona abierta porque dice que es más natural sentir el suelo 🤯✌️. No tiene cocina como tal, sino una arrocera y cocina todo en la arrocera. Por lo que me ha explicado, hace mucho calor para cocinar con la arrocera en verano así que se alimenta a base de batidos de frutas; supongo que tendrá una batidora (?). Me estaba poniendo el bikini para la excursión que voy a hacer hoy cuando ha sacado la esterilla de yoga... Creo que cumple todos los requisitos para ser una hippy yogi vegana 😂. Me cae genial. He preparado la mochila y he ido a la estación de tren para ir a Jiufen, otra ciudad en el norte de Taiwán. Cuando he llegado a Jiufen he visitado la «calle antigua» (supongo que será el equivalente al casco antiguo de las ciudades europeas) con miles de puestos de comida y tiendas pequeñas. Después he ido a la montaña Keelung. Menuda experiencia. En otros países de esta zona ya había sudado mucho, pero lo de hoy ha sido otro nivel. No exagero si digo que hoy ha sido el día que más he sudado de toda mi VIDA. En toda la subida de la montaña he encontrado UNA y solo una sombra, en la cual he parado y he dado la vuelta lol. Ha sido absolutamente infernal. Me he quedado sin agua, aunque esta vez había llevado mi botella de dos litros y estaba al borde de una insolación. He llevado el pareo multiusos sobre la cabeza pero aún así sentía que iba a explotar del calor y el Sol. También he de señalar que eran las 14:00... No la mejor hora para ponerse a subir una montaña. Una vez he bajado, he ido a la estación de autobuses para ir a Sandiaoling, una aldea cercana a unas cataratas. He llegado y he empezado a caminar. He visto tres cataratas enormes en el camino y en la tercera he decidido darme un baño. Ha sido mi parte favorita de toda mi estancia en Taiwán (al principio del viaje y ahora). Los caminos eran pura naturaleza, con obstáculos, empinados, etc. Me ha encantado. Las vistas han sido alucinantes y los sonidos más de lo mismo: el agua, los bichos, los pájaros... Una pasada. Estaba bañándome cuando un señor me ha hecho gestos. Una de las tan solo 5 personas que he visto en toda mi caminata. Le he devuelto el saludo (ilusa de mi) y me ha dicho básicamente que no, que no me estaba saludando. Que está enseñándome sus 5 dedos porque son las 5 de la tarde y se va a hacer de noche pronto, así que tocaba volver. He salido del agua, me he calzado y he dado media vuelta. He caminado hasta la estación y, efectivamente, se ha hecho de noche a mi espalda. Una vez en la estación (una mini habitación con una sola vía) he tenido que esperar 50 minutos al tren hacia Taipei, que tarda otra hora y media 😂. He empleado ese tiempo para pasar las fotos de la cámara al móvil y alguien desconocido me ha compartido internet sin saberlo (ups 😅). Lo que me ha venido de lujo porque en la casa en la que duermo hoy y mañana no hay wifi. Desde la estación de tren hasta la casa tenía que coger un autobús. Mientras estaba esperando al bus, vi a lo lejos lo que parecía un templo enorme. Me acerqué y, efectivamente, era un templo enorme. Y justo al lado había un mercado nocturno, así que aproveché para cenar allí y dar una vuelta. Una vez cenada, volví a la parada del bus y esperé hasta que vino. Desde donde me dejaba el bus hasta la casa había otros 20 minutos a pie 😂. Por fin llegué a la casa y para mi sorpresa había otra tienda: por lo visto también hay otra persona haciendo couchsurfing aquí... Y lleva ya un mes 🧐 CURIOSO. Me ha dicho Ella (la anfitriona) que le ha pedido quedarse 3 meses... De gratis. Fli-po jajajajaja. Me duché, escribí esto y me fui a dormir.Read more

  • Day54

    Taipei desierto por el tifón + Shilin

    August 9, 2019 in Taiwan ⋅ 🌧 28 °C

    Hoy me he despertado pronto para ir a Beitou, un distrito en el que hay termas naturales. He desayunado avena... Como en casa! 😍 Creo que eso es lo que más echo de menos, la comida. Aunque me encante la comida que estoy probando, tengo ganas de descansar de fritos y experimentos todos los días y comer frutas y verduras. Abrir la nevera y tener mil opciones distintas es un lujazo. A las termas iba a ir con mi amiga belga que hice antes de ayer, pero ella decidió quedarse dentro de un centro comercial para resguardarse del tifón. Según la recepcionista del hostal, no era tan inseguro salir, así que me dirigí a la estación. Mi hostal está en una calle super transitada y, en cuanto salí del edificio, me di cuenta de que no había NADIE en la calle. Fue una sensación muy rara, pues es una calle que normalmente tiene mucho barullo por todos lados y hasta las tiendas estaban cerradas. Llegué a la estación (con lluvia y viento) y la cola que suele ser de 10 personas se había multiplicado por 827462. Los trenes de la mañana se habían cancelado y la gente tenía que cambiar sus billetes, además de los que van al oeste para evitar el tifón. Las tiendas de dentro de la estación también estaban cerradas. Fui al puesto de información para asegurarme de que era seguro ir, pero no habían ido a trabajar hoy. Decidí volver al hostal. Me tiré en la cama y me quedé dormida dos horas... Se ve que mi cuerpo también necesitaba parar un poco. Después estuve reorganizando lo que iba a hacer los próximos días y esperando a que pasase el tiempo. Por la tarde ya no era peligroso salir a la calle porque el tifón ya habría pasado. Hice una videollamada con mis padres 😍😍 y después fui al barrio de Shilin, donde hay un mercado nocturno enorme. Estuve en el mercado un par de horas y volví al hostal. Estoy comiendo fatal en Taiwán, pero solo quedan un par de días de desajuste y vuelvo a la normalidad. Volví al hostal, me duché y caí redonda.Read more

  • Day53

    Huyendo de las catástrofes naturales

    August 8, 2019 in Taiwan ⋅ 🌧 31 °C

    Hoy me he despertado a las 8, no porque me apeteciera madrugar, sino porque en este hostal el desayuno es de 7 a 8:30... Haciéndonos madrugar a los mochileros 🤦🏼‍♀️🤦🏼‍♀️. Esta noche ha habido un terremoto. Yo no lo he notado, pero la gente sí y estaban hablando de ello en el desayuno. El check out era a las 11, así que me he tomado mi tiempo para desayunar, recoger, descansar, ducharme, preparar la mochila, etc. He preguntado en el hostal qué cosas podía hacer en Hualien y me han dicho básicamente que no hay nada, y hoy menos porque se acerca un tifón y todo estará cerrado. Es lo que tiene ir a sitios poco turísticos XD. He decidido ir andando hasta la zona del mercado nocturno porque en el mapa había visto que había un parque y un par de cosas más. Pero al llegar estaba todo precintado y había policía. He preguntado y me han dicho que no podía cruzar porque estaba demasiado cerca de la costa (la playa estaba al otro lado del parque) y era peligroso por el tifón. De camino de vuelta al hostal he parado para comprar mochis 🤤🤤😍😍. Mi plan era ir a Taitong hoy, pero las recepcionistas del hostal me han dicho que ni loca vaya al sur y que, si puedo, vaya al norte (Taipei), pues el tifón entra por el sur. Les he hecho caso y he ido a la estación de trenes para coger un tren de vuelta a Taipei. Ya estuve en Taipei al principio del viaje, pero al ser una ciudad grande no es mal sitio para repetir o estar varios días más... Hay muchas cosas que hacer. He llegado a Taipei y he ido a 4 hostales distintos porque, por lo visto, aquí un hostal cuesta 300-400twd, pero los fines de semana sube la noche a 700twd!!! No he encontrado ninguno que fuese barato los fines de semana, así que he vuelto al que vine cuando estuve aquí hace dos meses. Precios europeos 😭. He descansado en el hostal y he bocetado un plan para los próximos días, informándome de a dónde puedo y a dónde no puedo ir por el tifón. Con ayuda de las recepcionistas he creado un plan bastante atractivo. Luego he ido al mercado nocturno que me encantó la otra vez, pero como estaba diluviando la mitad de los puestos no estaban. He vuelto al hostal y he visto un par de vídeos de YouTube, por primera vez tengo wifi decente jajaja. Después he ido a dormir.Read more

  • Day52

    Parque Nacional de Taroko ️

    August 7, 2019 in Taiwan ⋅ ⛅ 28 °C

    Hoy la alarma ha sonado a las 6:30. Hoy he ignorado la alarma a las 6:30. A las 7 me he decidido a salir de la cama, me he duchado y he bajado a desayunar: tostadas, naranja, huevos, queso, jamón, café, té, calabaza... Demasiada variedad para lo que estoy acostumbrada a ver!! He desayunado a lo grande y después he subido a preparar la mochila para hacer senderismo hoy. Tristemente se me ha olvidado meter la botella de agua. Antes de salir del hostal, he preparado un sándwich para la comida: si pago más por el hostal, tendré que ahorrar por otro lado 😂. He ido básicamente corriendo a la estación, que está a 3km del hostal, para coger el bus de las 9 hacia el parque nacional de Taroko. Debido a la falta de comunicación entre la vendedora y yo, he acabado comprando un pase de buses para todo el día, para montarme en todos los que quiera en vez de solo uno, que era lo que yo quería comprar. Pero no había manera de que me entendiese. Poco después de montarme en el bus, ha dejado de funcionar. En medio de la carretera. Lo han explicado en chino, pero Carla no habla chino. Ha sido bastante confuso. He visto a todos los chinos bajarse del bus y, como dice mi madre, «donde fueres haz lo que vieres». Me he bajado yo también. Al rato se han vuelto a subir, y les he imitado de nuevo. Triste pero cierto: solo se habían subido para esperar sentados. Lo peor ha sido el calor infernal que hacía dentro y fuera del bus. Y la humedad. He estado sentada allí perdiendo el tiempo durante una hora, lo que básicamente ha sido una sesión gratuita en la sauna. Y yo sin agua... Las prisas no son buenas 😥. Una hora más tarde ha venido el siguiente bus, en el que nos hemos montado. Pero claro, ahora había un bus para las personas de dos buses: hora de apretujarse. Podría no haber corrido para pillar el bus de las 9, habría tardado lo mismo en llegar a parque y me habría dado tiempo a comprar agua. Por fin he llegado a Taroko, pero hay varias paradas donde uno se puede bajar para hacer distintas rutas, paradas que son anunciadas en chino y solamente en chino, para variar. Me he bajado en una aleatoria y ha dado la casualidad de que era una de las que quería hacer. He hecho la ruta y he vuelto a la parada del bus: ya que tenía el pase del día, había que aprovecharlo. Pero la carretera de la montaña estaba en obras, así que los buses no respetaban los horarios ordinarios. Tras esperar una hora, vino un bus. A eso hay que sumarle la hora que estuvo parado el bus en uno de los tramos de obras 🙄. Como no tenía ni idea de dónde bajarme, me bajé en la siguiente parada. Llegados a este punto, me moría de sed, así que bebí de un grifo que había. Una chica que parecía China me vió y me preguntó si estaba loca básicamente. Por lo visto el agua no es potable. Me ofreció agua de su botella y nos hicimos amigas. Resulta que era belga, pero sus padres son de Hong Kong, de ahí su apariencia. Se llama Sin y tiene 37 años. Empezamos a hablar y nos pusimos a caminar juntas. Estuve con ella el resto del día. Hicimos la caminata y volvimos a la parada del bus, pero tras media hora esperando nos rendimos y decidimos hacer autostop. Una familia taiwanesa nos llevó al siguiente camino que queríamos recorrer. A la mitad del nuevo camino encontramos un río y decidimos parar a mojar los pies. Eran las 6 de la tarde y seguíamos caminando, a todo esto sin probar bocado desde las 11:30, cuando me comí el bocadillito. Me moría de hambre y de sed. La conversación fue mi buena toda la tarde, me dió los consejos que le habría gustado que le diesen a mi edad y estuvimos hablando de la vida en general. A veces conectas con personas en tan solo un minuto y te abres a ellas como si las conocieses de toda la vida. Decidimos volver al principio de la ruta para dirigirnos de vuelta a la ciudad. Para mi sorpresa, el último bus de vuelta a Hualien era a las 5:30 y ahora eran casi las 7. Geniaaaaal. Intentamos hacer autostop pero apenas había gente en el parque... La única familia que había llevaba el coche lleno. Por suerte pasó un bus que iba a otra ciudad, la ciudad donde mi nueva amiga de alojaba. Me dijo que desde allí podría coger un tren hacia Hualien, y eso hice. Fui a esta otra ciudad y allí busqué la manera de volver a Hualien. Cuando llegué a Hualien estaba diluviando, así que subí al primer bus que vi esperando que fuese en la dirección donde se encontraba mi hostal. La verdad que no esperaba ni que me entendiesen, ni que fuese a funcionar: me subi en un bus aleatorio que vi por la calle lol. Por suerte una joven me ayudó a comunicarme con el autobusero y... ¡Iba en la dirección que quería! Dios me mandó ese bus sin duda XD. Justo antes de entrar en el hostal, compré unos triángulos de sushi en el 7-11 de al lado y los comí en la recepción. Me tumbé en la cama a descansar un poco y, al rato, fui al mercado nocturno de nuevo. Andando. En la lluvia. Creo que fui la única persona en todo Hualien a la que le pareció buena idea salir esta noche. Y la única en el mercado. Algunos puestos incluso estaban cerrados. Me compré una crepe de mochi (me merecía premio) y volví al hostal. Me duché y a dormir.Read more

  • Day51

    De vuelta en Taiwán: Hualien

    August 6, 2019 in Taiwan ⋅ ⛅ 28 °C

    Sobre las 7 de la mañana cogí un vuelo en Kuala Lumpur dirección Taipei. Una vez en Taipei, fui a la estación principal (la cual ya me encantó a principio del viaje) y compré un pasaje de tren para ir a Hualien hoy mismo. El tren salía en 45 minutos, así que tuve tiempo para caminar por la estación, comer y probar toda la comida posible —daban muestras en muchos puestos—. El viaje de tren duró unas 2 horas y media. Al llegar a Hualien, me pateé media ciudad en busca de un hostal. Entré en un par, pero eran caros, así que seguí caminando unos 40 minutos hasta encontrar uno con un precio asequible. Cuando entré en el hostal definitivo, un chico estaba a punto de ir al mercado nocturno de Dongdamen, justo lo que tenía yo en mente para esta noche. Así que hice el check in y marché con mi nuevo amigo ruso Gregory. El mercado era bastante más grande de lo que imaginaba. Cené una «hamburguesa taiwanesa», algo parecido a una arepa, y bebida de Taro (boniato morado) con burbujas/perlas de tapioca (las mismas que en el té de burbujas o «bubble tea»). Cuando terminamos, volvimos al hostal y nos fuimos a la cama. Los hostales en Taiwán son más caros que en los otros sitios del sudeste asiático donde he estado, pero se nota la diferencia: las sábanas están limpias, los baños son de calidad, hay papel, en este incluso había jabón y champú, el desayuno consiste en algo más que simple pan, la temperatura es ideal, en mi habitación hay hasta un cambiador (para mayor privacidad), etc.Read more

  • Day51

    Noche en el aeropuerto de Kuala Lumpur

    August 6, 2019 in Malaysia ⋅ ⛅ 26 °C

    Mi próximo vuelo es a las 7:35 hacia Taipei, Taiwán. Está siendo una noche interesante en el aeropuerto. He llegado sobre las 2 de la madrugada y he buscado un suelo apetecible donde dormir. En la búsqueda he encontrado una librería y he pasado allí una hora y media leyendo poemas sentada en el suelo. Era obvio lo que estaba haciendo pero al señor de la tienda no le ha parecido mala idea así que no me ha dicho nada. Cuando he acabado, he seguido en la búsqueda y he encontrado un suelo con moqueta fantástico para descansar. Pero no sé por qué no tengo sueño hoy. He dormido en el vuelo desde Bali hasta Kuala Lumpur tres horas, a lo mejor eso me basta 😂. No me siento 100% cómoda durmiéndome estando sola, así que he decidido sacar el cuaderno y planear algo la siguiente semana... Todavía no sabía ni qué ciudad visitar hoy mismo xd. Al final me he decidido por Hualien, en la costa este de Taiwán. Una chica de la india que estaba sentada a mi lado viendo como pasaba el tiempo, ha visto lo que estaba haciendo y me ha dado varios consejos; resulta que vive en Taiwán y vamos en el mismo vuelo. Poco más tarde he decidido ir al baño para llevarme la fantástica sorpresa de que me ha venido la regla. Qué oportuno todo. He abierto la mochila y he sacado la copa con su recipiente para desinfectarla. Estaba en la cola de la fuente para rellenar las botellas y había varios señores confusos con lo que estaba haciendo 😂. Una vez lleno de agua y con la pastilla desinfectante dentro, tengo que esperar media hora, así que he buscado otro lindo suelo, esta vez con un enchufe. Ahora estoy aquí esperando a que pasen las horas sentada, cargando el móvil y con la copa desinfectándose a mi lado. Próxima parada: Taiwán!Read more

  • Day50

    Último día en Indonesia - despedidas

    August 5, 2019 in Indonesia ⋅ ⛅ 29 °C

    Esta noche hemos pasado mucho frío. Stephan, Steven y yo éramos los únicos en la habitación, pero el mando del aire acondicionado no estaba en ninguna parte (se lo había llevado el recepcionista). Cuando ha sonado el despertador a las 6 (el plan era hacer surf muy pronto para que hubiese menos gente), estábamos hechos unos cubitos de hielo. Hemos abierto la puerta de la habitación, que da directamente al jardín, y hemos descubierto que fuera también hacía un frío del carajo. Ninguno de los tres quería salir de la cama para meternos en el agua y pasar frío, así que nos hemos vuelto a dormir un par de horas. A las 8 y pico hemos decidido que ya era hora, el sol había salido y la temperatura era mucho más agradable. Nos hemos cambiado rápidamente y hemos ido a alquilar las tablas. Ha habido un pequeño percance y Stephan y yo hemos colisionado entrando en el agua y una aleta de su tabla se ha roto 😬. Hemos vuelto a la tienda y hemos tenido que pagar el arreglo, que tampoco ha sido muy grave (50000 rupias - 3,30€). Hemos vuelto al agua y ahí he descubierto que mis costillas y mis caderas sufrieron ayer muchos impactos 😂. Hoy ha sido menos divertido que ayer, pero aún así me lo he pasado bien. Cuando he decidido salir del agua ha ocurrido otro pequeño percance xd. Estaba ya cerca de la costa cuando... he cogido una ola!! Pero la peor de todas 😂 Demasiado cerca de la orilla, he pasado de estar entusiasmada por estar encima de la ola a cagarme de miedo al ver que mis piños iban directos al suelo (la ola era grandecita). Steven estaba ya en la arena y dice que en cuanto me ha visto ha salido corriendo porque veía que la que me iba a pegar iba a ser buena. Al final la ola me ha tragado completamente –y yo a ella, demasiada agua dentro de mi xd– y me ha lavado cual ropa en la lavadora con la tabla enganchada a mi pie xd. Fun times babyyyy! 😂😂 Cuando he sacado la cabeza Steven estaba ahí y me ha ayudado con la tabla (pesaba lo suyo y venían más olas). Hemos devuelto nuestras tablas y hemos vuelto al hostal a ducharnos mientras Stephan seguía surfeando (controla xd). Cuando Stephan ha vuelto al hostal hemos ido los 3 juntos a comer y luego a dar una vuelta a un mercado, donde me he comprado un anillo. Dependiendo de la cultura, el símbolo del anillo puede significar diferentes cosas: ojo de horus, ojo que todo lo ve, ojo de la providencia, tercer ojo, intuición y percepción, ojo de la sabiduría, ojo que ve más allá de lo evidente, etc. Me quedo con aquellas representaciones que me aporten algo positivo y listo. Más tarde hemos ido a tomar un café y un bol de frutas y nos hemos despedido de Steven, que marchaba a otra parte de la isla y Stephan y yo hemos ido a Deus Ex Machina, el templo del entusiasmo: una tienda muy extraña. No sabría muy bien cómo explicar lo que es. Venden material para surfear, motos, comida, ropa, etc. Hemos podido ver el taller en el que customizan las motos y las tablas de surf. Más tarde hemos ido a la playa a tomar un zumo de frutas y luego hemos vuelto al hostal a recoger mi mochila y despedirnos. Hoy ha sido mi último día en Indonesia, un país que me ha encantado, y tocaba ir al aeropuerto para darle otra oportunidad a Taiwán. Nos hemos despedido y me he montado en el taxi. He cenado en el coche y he llegado al aeropuerto, dónde me ha dado una oleada de soledad enorme. Básicamente en estos dos meses no he estado sola salvo los tres primeros días. Además, las amistades que se hacen en los viajes son mucho más intensas. En dos semanas con Stephan y Steven (y una con Emma) hemos vivido muchas más aventuras que con algunos de mis amigos de toda la vida. Hemos navegado por distintos mares, nadado con distintos animales y corales alucinantes, hemos visitado distintas islas, subido montes, visto amaneceres y atardeceres, hemos saltado desde acantilados, desde el barco, desde cataratas, hemos nadado en aguas saladas y dulces, hemos hecho surf, hemos conducido motos por caminos peligrosos pero preciosos, hemos disfrutado de distintos sabores locales de distintos lugares, hemos visitado cuevas, visto especies de todo tipo, hemos salido de fiesta, nos hemos relajado en la playa, hemos compartido habitaciones, hemos invadido la privacidad de los demás en los hostales, hemos pasado frío juntos, más de algún malestar también, hemos compartido, hemos reído, etc. Todo esto convierte a las personas que he conocido en el camino en personas muy especiales para mí. Sobre todo, a las que han viajado conmigo durante períodos más largos de tiempo: Ben en Malasia y Singapur, y Stephan y Steven en Indonesia. Estoy muy agradecida a Dios por ponerles en mi camino y espero reencontrarme con ellos en el futuro algún día. Ahora estoy en el aeropuerto esperando a mi vuelo hacia Kuala Lumpur, donde haré una escala de 7 horas para tomar otro vuelo hacia Taipei. Hoy no me apetecía ponerme toda mi ropa para que la mochila pesase 7kg, pero tampoco tengo a nadie conmigo para quedarse con mis cosas, así que he optado por dejarlas en una silla y esperar que siguiesen ahí cuando volviese lol. A estas alturas del viaje, perder la ropa no sería un problema tan grave. Al fin y al cabo solo es eso: ropa. Buen vuelo para mí y hasta la próxima, Indonesia! 🇮🇩♥️Read more

  • Day49

    Canggu, Bali

    August 4, 2019 in Indonesia ⋅ ⛅ 28 °C

    Hoy hemos desayunado una crepe en el hostal y hemos intentado extender una noche, el hostal estaba genial para los 3€ que hemos pagado. Demasiado genial para ser verdad. Efectivamente, había habido un problema en Booking y por eso habíamos conseguido este hostal tan barato. Si queríamos extender otra noche, tendríamos que pagar el triple. Stephan y yo todavía no teníamos la moto, pero Steven sí. Por tanto, teníamos una para los 3, así que los chicos han ido con la moto de Steven en busca de otro hostal y yo mientras me he quedado haciendo tiempo en el hostal y he escrito el penguin de ayer. Cuando han encontrado el hostal, han vuelto para recoger las mochilas y Stephan y yo hemos ido en busca de una moto. Hemos alquilado una y hemos ido al nuevo hostal a hacer el check in. Hemos ido los cuatro a comer a un warung y he comido mucho y muy bueno por 2'50€. Emma, Stephan y yo hemos ido a la playa y he hecho surf por primera vez!! Stephan me ha enseñado lo básico y, aunque no he conseguido ponerme de pie en ninguna ola, he conseguido surfear algunas sobre mi tripa y una sobre las rodillas y lo he disfrutado mucho. Ha sido muy agotador y he terminado con las piernas rojas de la fricción con la tabla. Ha sido divertido. Canggu es un sitio muy común para hacer surf y hay locales que alquilan tablas a montones. por dos horas he pagado 50000 rupias: unos 3,30€. Después hemos vuelto al hostal a ducharnos y vestirnos para volver a la playa a ver el atardecer mientras disfrutábamos de un zumo de fruta del dragón y plátano. Después hemos ido a cenar a un sitio parecido al de la comida... Delicioso. En este viaje he ganado unos cuantos kilos, pero con ellos experiencias, sabores, recuerdos y energía. Algo que también he notado en este viaje es que los hostales casi nunca tienen espejos de cuerpo completo; a veces incluso no tienen un espejo pequeño. Un pequeño descanso de observarse tanto no viene nada mal. El ambiente mochilero es muy sano en ese aspecto. A nadie le importa la ropa que lleves, el peinado, si te depilas o no, si eres más o menos delgado, etc. Entre la crema y el sudor, mi piel también está peor que en casa, pero en casa me sentiría mucho peor por ello. En este ambiente me siento a gusto en mi cuerpo y piel, aunque no esté en sus mejores condiciones –o en las condiciones que en occidente se consideran las mejores–. En los hostales se encuentran personas de lugares muy distintos, con apariencias muy distintas y es muy enriquecedor para la salud mental también ver a gente tan diversa, para no acostumbrarse al patrón al que estamos acostumbrados a ver en casa. Más tarde hemos ido a un bar con una piscina para hacer skate (o para ver cómo otros hacen skate xd) y ha estado guay. Hemos dado un paseo por Canggu de noche y hemos vuelto directos a la cama: mañana madrugamos para hacer surf!Read more